Una mudanza  siempre es estresante, no solo implica mover todo tu mobiliario, sino también dejar todo impecable para poder comenzar a disfrutar del nuevo hogar. Hoy desde Fincas Eva te compartimos algunos consejos para que puedas hacerlo sin morir en el intento.

 

En primer lugar, lo ideal es hacer una limpieza a fondo de la vivienda antes de llevar muebles y enseres, así después todo será mucho más sencillo. Además, en muchas ocasiones se hacen pequeños trabajos, como pintar las paredes, que obligan a limpiar sí o sí.

Esa limpieza, como cualquier otra, se debe hacer de arriba abajo y de dentro a fuera. Y no hay que olvidarse de ningún elemento: techos, paredes, ventanas, interior de armarios, puertas, manivelas, interruptores, etc. Con la casa aún vacía todo es más rápido y sencillo porque puedes acceder a todos los rincones sin problemas.

Otro consejo importante, es que antes de empezar a colocar tus cosas en su nuevo lugar no debes olvidarte de limpiar los muebles por dentro. Aunque hayan ido desmontados o protegidos en la mudanza, también tendrán polvo.

Después de poner todo el mobiliario, deberás hacer un repaso del posible polvo que quede.. Debes prestar especial atención a baños y cocinas. Lo mejor es empezar por ellos, puesto que es lo que más pereza puede dar y lo que más atención requiere. Luego continúa por habitaciones y salón.

 

Por último solo quedaría colocar los textiles, cortinas y alfombras, así como esos detalles que acabas de comprar para darle ese toque de hogar que buscas para tu nueva casa.

 

Esperamos que estos consejos te sean de utilidad, puedes encontrar otros consejos de decoración y acondicionamiento de hogar en nuestro blog www.fincaseva.com/blog